Menu

La carga aérea mundial crece el 3,5% en 2018

La carga aérea mundial crece el 3,5% en 2018

La demanda de carga aérea global ha crecido el 3,5% en 2018 respecto al año anterior, según datos proporcionados por la Asociación de Transporte Aéreo Internacional (IATA). A pesar de su desaceleración en el cuarto trimestre y del incremento del 9,7% que registró en 2017, los mercados han cerrado el año en positivo. Por su parte la capacidad de carga ha aumentado el 5,4% durante el periodo, sobrepasando así al crecimiento anual de la demanda. IATA ha afirmado que esto “ha ejercido presión bajista en el factor de carga, pero el rendimiento ha demostrado ser resiliente”.

En términos interanuales, la demanda en diciembre ha decrecido el 0,5%, “su peor desempeño” desde marzo de 2016. No obstante, la capacidad de carga se ha incrementado el 3,8%, siendo el décimo mes consecutivo en que ésta supera a la demanda. “La demanda de carga aérea ha perdido momentum hacia finales de 2018 a causa del debilitamiento del comercio global, la caída de la confianza de los consumidores y la situación geopolítica”, ha explicado el director general de IATA, Alexandre de Juniac. “Con optimismo prudente, creemos que la demanda crecerá el 3,7% en 2019. Pero la persistencia de tensiones comerciales y actos proteccionistas por parte de algunos gobiernos suponen un riesgo significativo”.

Según la asociación, el desarrollo del e-commerce internacional ha sido un factor determinante en el 2019. No obstante, los mercados han experimentado una bajada de la demanda en factores “clave” como la actividad económica global o la confianza de los consumidores, al compararlo con los “altos niveles” de principios de 2018.

Para atraer la demanda de nuevos segmentos del mercado, la industria de carga aérea debe mejorar su propuesta de valor”, ha explicado Juniac. “Habilitar procesos modernos con digitilización nos ayudará a construir una posición sólida en el e-commerce y en el transporte de bienes sensibles a la caducidad y la temperatura”.

CARGA AÉREA EN EUROPA

Según los datos de IATA, las compañías aéreas europeas han crecido en 2018 el 3,2% en la demanda de carga y el 4,3% en su capacidad. Además, el último informe de Airports Council Internacional Europe (ACI Europe) ha revelado que el crecimiento del tráfico de mercancías ha sido del 1,8% respecto al año anterior, en el que creció el 8,4%. La asociación aeroportuaria ha explicado que la desaceleración ha afectado principalmente a la UE, que han crecido de media el 1,1%; y en menor medida al resto de aeropuertos europeos, con un aumento del 5,6%.

Entre los 10 aeropuertos principales de carga, solo Liège, Istambul-Atatürk, Colonia-Bonn y Bruselas han reportado un aumento. “La tendencia decreciente de tráfico de mercancías es difícil de ignorar”, ha afirmado el director general de ACI Europe, Olivier Jankovec. A parte de la volatilidad de los precios y las presiones en los costes laborales, Jankovec ha señalado que “a menos de 60 días de que Gran Bretaña abandone la UE, el Brexit sigue siendo el riesgo más inminente”.

RESULTADOS EN EL RESTO DE REGIONES

En 2018, todas las aerolíneas, con excepción de las africanas, han registrado un aumento de la demanda. Separado por regiones, Asia y el Pacífico han sido las que han experimentado un crecimiento más débil, aumentando un 1,7% respecto a 2017, mientras que su capacidad de carga ha crecido el 5%. IATA ha atribuido estos resultados a una desaceleración en los principales países exportadores: China, Japón y Corea. “Las señales de moderación en la actividad económica de China y el aumento de las tensiones continúa siendo un riesgo para la carga aérea de la región”, ha informado la asociación.

Las aerolíneas norteamericanas, en cambio, han sido las que más han crecido por séptimo mes consecutivo en diciembre, lo que ha contribuido al aumento anual de la demanda. Ésta ha sido del 6,8%, igual que el crecimiento en la capacidad de carga. Por su parte, las líneas aéreas africanas han aumentado su capacidad de carga el 1% en 2018, pero han decrecido su demanda el 1,3%.

En contraste a la región africana, los volúmenes de Oriente Medio se han incrementado el 3,9% en 2018, posicionándose como la tercera región que ha experimentado un crecimiento más elevado. Además, su capacidad de carga ha aumentado el 6,2% a pesar de que “continúa viéndose afectada por asuntos geopolíticos”. Al otro lado del océano, las aerolíneas latinoamericanas han registrado un aumento de la demanda del 5,8% en 2018, quedando sólo por detrás de América del Norte. Su capacidad de carga anual ha crecido el 3,4% y, según IATA, cabe destacar los buenos resultados obtenidos en los mercados sudamericanos.

Fuente: elmercantil.com

Foto: elmercantil.com

volver arriba